10 octubre 2008

Soy el Arcano IX - El Ermitaño


EL ERMITAÑO – ARCANO IX
Autora: Magaly Minerva

Me presento hoy ante ustedes. Soy uno de los Arcanos menos colorido, quizás por ello al comienzo no me tomen en cuenta, pero luego, al conocerme, se compenetran conmigo.

Mi rol en la Astrología se representar a “Virgo” la constelación del análisis, la búsqueda de la perfección, la digestión (de ideas y alimentos).


Por un lado, el Mercurio de Géminis se encargará de llevar mensajes, manejar el verbo y la escritura, moverse y viajar, experimentar y estar en varias cosas a la vez, por la velocidad del aire, mas de manera superficial.

Por el otro tenemos al “Mercurio terrenal” de Virgo, que actúa de manera opuesta/complementaria. El de Virgo analizará, seleccionará, clasificará, estudiará y desmenuzará hasta llegar al microscopio. Pues bien, este es mi rol, buscar con ese farol hasta encontrar en la oscuridad la esencia profunda de las cosas.

Mi manto es gris, el color de la solemnidad, el luto y la severidad. Les indica que nada es absolutamente bueno o malo, porque dentro de toda bondad se esconde su opuesto. Al reflexionar sobre el gris comprendemos que no debemos ser “jueces” de nada ni nadie. Todo depende del cristal con que lo mires. Lo que ayer fue válido, quizás mañana no más.

El rol que represento es aplacar el “ego”, éste nos aleja de Dios.
Si toman una lupa podrán observar que a un costado de mi manto se asoman las puntas de unas alitas blancas. Esto es porque soy el “Arcángel Uriel”.

Somos en total 4 Arcángeles dentro del Tarot, mi Amigo Miguel que se esconde en La Templanza, mi amigo Gabriel que se refleja en el Arcano el Juicio, mi compañero Rafael, reflejado en el Arcano Los Amantes, y por último este servidor, en El Ermitaño.

A su vez, nosotros 4 cumplimos con la misión de mantener abiertas y custodiadas las puertas del cielo, bajo las cuatro estrellas reales de los Persas = Regulus – Antares – Aldebarán y Formalhault.

En Magia Kabbalistica me utilizan en meditación para ayudar a encontrar la vocación (el talento innato). Todos venimos con una semilla especial, diferente y única, y si de detienes a meditar en mi, encontrarás cual es tu misión en la vida, o mejor dicho, que rol viniste a interpretar en el escenario de la vida.

En el Arbol de la Vida me encuentro en el camino entre “Chesed” (Bondad – Júpiter) y Tipheret (Belleza – El Sol).

Si tratamos de interpretar esto, notamos como se logra aplacar el “ego” (sentido de importancia a la materia) gracias a estas dos esferas, de la belleza y la bondad.

En algunas representaciones de Tarots antiguos me dibujan con una serpiente a mis pies, tal y como lo hacen con Miguel Arcángel y la Virgen María. Esto se debe a que la serpiente hace referencia a la energía Kundalini, que recorre los chakras hasta llegar al Loto de mil pétalos (Kether – El Loco – Arcano Cero).

La gente dice que soy solitario, pero me disculpan, es que me siento tan a gusto conmigo mismo, que ya no me interesa andar por ahí, en el frenesí de las calles y los centros comerciales. La soledad es mi mejor compañera, porque con ella he aprendido a reconocer mi verdadera esencia.

Cuando se manifiesta mi lado oscuro, suelo ser avaro, malhumorado, mezquino, inseguro. Ando ocupado en lograr tesoros en el cielo. En esto comparto mucho con mi amigo El Colgado.

Donde vivo? Pueden escoger para mi los Alpes Suizos, una isla, una hacienda de café en un lugar recóndito de Colombia, porque eso sí, la naturaleza me inspira. El aire puro es esencial para conectarme con mi esencia Divina. Entonces ya no cuadro con las grandes ciudades, porque la contaminación de los autos, la publicidad, el consumismo, todo esto me desequilibra.

Cómo me he ganado la vida?

En profesiones donde la paga es poca, pero la recompensa mucha. En esto también comparto con El Colgado. He sido médico misionero en el Congo, maestro de escuela en una zona rural, en mis años seniles he sido Monje de mi propia religión, ahh ¡ y en mis tiempos libres he enseñado el Tarot a gente joven.

Mi mayor satisfacción es dar una luz en caminos de oscuridad; cuando ya todo parece perdido, aparezco yo, con mi lamparita de aceite para iluminarte el camino.

Mi mejor inspiración la encuentro en horas de la noche, cuando todo está en calma. Me encanta meditar y en ocasiones invito a El Colgado para que compartamos la experiencia.

En resumen, mi rol en el Tarot es aplacar el “ego” y encontrar mi propia luz divina, así como ayudar a los jóvenes a encontrar cuál es su verdadera vocación.

El tiempo de El Ermitaño es un tiempo sagrado, es tiempo de recogimiento, momentos mágicos en los que necesitarás aislarte.

Cuando sientas esa necesidad de aislamiento es entonces cuando las fuerzas de El Ermitaño están actuando sobre ti, modificando la estructura de tu mente, adaptando tu cuerpo a las nuevas verdades, a los nuevos conocimientos espirituales que has de incorporar en ti. Es la percepción del relámpago iluminador, la experiencia mística del éxtasis.

Todas las personas que te hayan introducido en el conocimiento de verdades espirituales son representantes de mi Arcano.
Los libros que sobre materias espirituales o esotéricas has leído, la baraja de Tarot que posees, los autores de esos libros, los profesores de los cursos que sobre temas de naturaleza trascendente has realizado, son también emisarios de El Ermitaño.


Soy el maestro en el arte del camuflaje, se mimetizarme con las personas con las que convivo, con los lugares en los que me encuentro, sin que nadie pueda descubrirme.

Puedes ocultar también bajo la capa de El Ermitaño, objetos, documentos, incluso tu propio automóvil, con la seguridad de que pasarán inadvertidos.

Te ayudaré a hacer buenas digestiones, a mantener el laboratorio alquímico de tu vientre en buenas condiciones. Recuerda que la digestión (de ideas, procesos de vida, alimentos) es vital para descartar lo que ya no es útil en nuestras vidas.

Con aprecio,
El Ermitaño.

AUTORA: MAGALY MINERVA

2 comentarios:

Nacho dijo...

*


Es verdaderamente increíble lo que acabo de leer por aquí, mi más sincera enhorabuena, llevo estudiando magia, astrología, tarot, espiritualidad, etc desde los 15-16 años (ahora tengo 22 recién cumplidos en Septiembre 2008) y mi conexión con el Ermitaño es muy fuerte, tanto que me ha removido por dentro algo maravilloso cuando he visto que habías definido sus esencia relatándolo en primera persona.


Una vez más, enhorabuena.


-Inna o Nacho-

Magaly Minerva dijo...

Soy Magaly Minerva. Pido sinceras disculpas a Lilit por cuanto no recordaba que hace dos años atrás ella me hizo el favor de insertar el ejercicio del Ermitaño en la Página de 22 Arcanos Mayores. Te ofrezco sinceras diculpas Lilith.